Bien Rico

Cocina Bacon (Panceta) SIN Horno NI Sartén Para Que Quede Siempre Perfecto, Súper Crujiente

Os traigo un truco super sencillo para hacer que vuestro bacon o panceta os quede extra crujiente, ideal para acompañar vuestros platos favoritos para usarlo como topping en pizzas y hamburguesas o simplemente para decorar vuestros platos.  Por otro lado, también os dejaré otros trucos de decoración para que vuestras recetas parezcan elaboradas por un chef de alta cocina. Espero que os gusten y os sirvan de mucho.

Ingredientes:

  • Bacon curado
  • Papel sulfurizado

Elaboración:

PASO #1:  Pon un pedazo de papel especial para hornear en un plato y coloca las lonchas de bacon o panceta encina.  Coloca ahora otro papel especial para hornear encima y presiona un poco para que las lonchas de bacon se queden pegadas.

PASO #2:  Introduce el bacon en el microondas y deja que se cocine a máxima potencia durante 2 minutos. Si quieres que quede muy crujiente, cocina solo durante un minuto si quieres que quede solo un poco crujiente o 2 minutos si quieres que quede muy crujiente.  Y así es como queda con 2 minutos.  Yo lo suelo utilizar mucho en mis recetas especialmente cuando cocino hamburguesas,  bocadillos o pizza.  Evidentemente, también podéis hacer esto en la sartén, pero la cocina se llenará de humo y de grasa.  Si queréis, también podéis utilizar este mismo truco con jamón serrano también queda muy crujiente. 

Pero como os dije antes también os voy a dejar otras recetas. Por ejemplo

HUEVOS POCHÉ

 Esta receta yo la utilizo para acompañar mis pistos, piperradas o para coronar mis gofres rellenos de verdura.  A veces los hago con huevos fritos convencionales o huevos a la plancha y en otras ocasiones con huevos poché. Tenéis esta receta en el cajetín de la descripción.

Ingredientes:

  • 1 huevo
  • Aceite de oliva
  • Sal

Elaboración:

PASO #1:  Forra un cuenco con papel film y procura que quede con la forma del mismo cuenco, introduce tu mano para ayudar a darle la forma y presiona un poquito hacia abajo.

PASO #2: Añade ahora un chorrito de aceite de oliva y con ayuda de un pincel espárcela bien por todo el papel film para que el huevo no se quede pegado cuando lo cocines.  Casca el huevo sobre papel film,  echa un poco de sal y cierra bien.  Yo suelo utilizar un alambre de estos para cerrar el pan de molde, pero puedes utilizar hilo de bramante o cualquier otro utensilio que tengas para cerrar este tipo de paquetes.  Ten en cuenta que luego lo herviremos, así que utiliza algo que sea resistente al calor.

PASO #3:  Pon una cazuela al fuego con abundante agua y calienta hasta que empiece a hervir.  En ese momento, añade el huevo y deja que se cocine durante 5 minutos para que quede perfectamente hecho y 2 minutos si te gusta que quede un poquito más crudo. 

Una vez que el huevo ya esté listo, retíralo del agua. Retira también el papel film con mucho cuidado de no quemarte y listo, mira qué pinta tiene.

Otra opción pueden ser:

FIDEOS CRUJIENTES

Si normalmente veis los concursos de cocina que salen en la tele, seguro que recordáis haber oído en alguna ocasión lo importante que es en la presentación de los platos el volumen así como las diferentes texturas.  Una manera de conseguir ambas cosas es utilizando unos fideos crujientes. 

Ingredientes: 

  • Fideos chinos de arroz al gusto
  • Aceite de oliva
  • Sal

Elaboración: 

PASO #1: Pon abundante aceite a calentar en una sartén a fuego fuerte.  Cuando empiecen a salir las primeras burbujas, toma un fideo e introdúcelo en el aceite. Si se infla rápidamente, significa que el aceite ya está listo y por lo tanto podemos continuar con la  receta.

PASO #2:  Añade los fideos al aceite.  Rápidamente se inflarán, deja que se cocinen unos segundos, como tres o cuatro, y dales la vuelta para que se cocinen por el otro lado de manera uniforme durante 3 o 4 segundos más.  Una vez que ya estén listos, retíralos de la sartén y colócalos sobre papel absorbente para retirar el exceso de grasa.

Y  finalmente:

CRUJIENTES DE PARMESANO

En este caso, como ingrediente solo vamos a necesitar queso parmesano a ser posible de buena calidad.

PASO #1:  Pon una sartén antiadherente al fuego y coloca un poco de queso rallado encima.  Calienta a fuego medio-bajo y espera hasta que se derrita.  Para que os hagáis una idea mis fogones van del 0 al 9 y yo lo he puesto al cuatro.

PASO #2:  Cuando veas que el borde del queso empieza a dorarse, sácalo de la sartén con ayuda de unas pinzas y enseguida apóyalo sobre otro utensilio para que no se rompa porque al principio estará blandito.  Una vez que ya lleve un minuto aproximadamente fuera de una fuente de calor se endurecerá y tomará la forma crujiente de parmesano,  como si fuera una patata frita pero de queso.

A mí me gusta utilizar estos crujientes para decorar mis risottos.  Si vosotros no sabéis cómo hacer un risotto, os dejo el enlace a esta receta aquí abajo en el cajetín de la descripción.

Mira el paso a paso aquí:

https://www.youtube.com/watch?v=f23JSkqKU2g

VISITA MIS REDES SOCIALES

YOUTUBEhttps://www.youtube.com/channel/UC0b1Weox0l-1vdSiX-KSRqQ

INSTAGRAM: https://www.instagram.com/bien_rico_sm/

FACEBOOK: https://www.facebook.com/BienRicoOficial/

¡SUSCRÍBETE! ES GRATIS